top of page

La comunicación está en el centro de las relaciones positivas con los empleados.



En el competitivo mercado laboral actual, las empresas deben centrarse no solo en encontrar a los mejores candidatos, sino también en fomentar relaciones positivas con ellos, desde el primer paso del proceso de contratación hasta cada etapa de su ciclo laboral.


La comunicación es clave para crear con éxito esas conexiones. La forma en que los líderes se comunican con los miembros del personal potenciales y actuales puede afectar significativamente la reputación de su organización como un lugar donde la gente quiere trabajar. Después de todo, tener una cultura que incorpore una comunicación transparente y abierta es esencial para generar confianza y lealtad.


La importancia de las habilidades de comunicación en la contratación.

Según la investigación, las habilidades de comunicación oral y escrita se encuentran entre los cinco atributos más buscados en los nuevos empleados potenciales: los empleadores quieren trabajadores que puedan transmitir sus ideas, perspectivas y conocimientos de manera efectiva.


Los empleados con fuertes habilidades de comunicación pueden expresar sus pensamientos y emociones con claridad, haciéndolos más eficientes en el lugar de trabajo. Además, están mejor equipados para manejar conversaciones o negociaciones desafiantes con clientes o compañeros de trabajo a través de su capacidad para escuchar con atención, brindar comentarios precisos y resolver conflictos.


Las buenas habilidades de comunicación también fomentan una mejor cultura empresarial: los empleados crean un vínculo más fuerte cuando pueden comunicarse de manera efectiva entre sí. Esto no solo crea un ambiente de trabajo cohesivo y productivo, sino que también aumenta su lealtad a la organización.


Los empleados crean un vínculo más fuerte cuando pueden comunicarse de manera efectiva entre sí.

Los gerentes de contratación deben evaluar los currículos para determinar si tienen habilidades de escritura claras y concisas y prestar atención a cómo hablan los candidatos durante las entrevistas para evaluar sus habilidades de comunicación. Si corresponde, deben solicitar muestras de trabajos escritos antes de una entrevista para evaluar las capacidades de escritura de los candidatos. Los candidatos que puedan comunicar de manera efectiva sus calificaciones y habilidades por escrito probablemente podrán articularlas mejor oralmente durante la entrevista.


El proceso de contratación: expectativas claras y diálogo abierto.

Todas las partes involucradas en el proceso de contratación deben ser claras y concisas al transmitir información. Los gerentes de contratación deben definir claramente las expectativas, los roles y las responsabilidades al hablar con los candidatos potenciales: un estudio encontró que el 48% de los empleados que abandonaron un trabajo antes de tiempo lo hicieron porque las expectativas de su empleador no estaban claras .


Establecer un diálogo abierto con los candidatos durante el proceso de contratación es esencial para generar confianza y conocer mejor sus estilos de comunicación. Mediante el uso de una combinación de preguntas abiertas, escenarios de juego de roles y ejercicios que se centran en la comunicación, los empleadores pueden comprender mejor el enfoque de cada candidato en su trabajo y crear una base para una relación laboral sólida.


Una vez que se incorpora a un nuevo empleado, proporcionar comentarios sobre sus habilidades de comunicación puede ayudarlos a comprender lo que ya están haciendo bien y dónde pueden mejorar.


Navegando por los despidos: transparencia, empatía y cumplimiento.

En una era marcada por los temores de recesión y la reducción de personal, la forma en que las empresas manejan los despidos puede tener un impacto profundo en su reputación y en la moral de los empleados. Para mantener una relación positiva con los empleados durante los despidos, los empleadores deben priorizar una comunicación clara, honesta y oportuna. Esto significa avisar con la mayor antelación posible a todos los empleados, explicar los motivos de la decisión y ofrecer apoyo a los afectados, como orientación profesional, preparación de currículums y asistencia en la búsqueda de empleo. Al tratar a los empleados con respeto y empatía, las empresas pueden minimizar los impactos negativos y mantener una reputación favorable.


Además, las organizaciones deben cumplir con las leyes que rigen los despidos para garantizar el trato justo de los empleados y evitar repercusiones legales. Los empleadores deben conocer las leyes estatales y locales para asegurarse de cumplir con los requisitos mínimos de notificación y otras reglamentaciones. Considere el caso de Bed Bath & Beyond, donde la decisión inicial de eludir las leyes de indemnización condujo a juicios y, por lo tanto, a más publicidad negativa para una empresa que se había declarado en bancarrota recientemente, seguida de una revocación de la decisión.


Crear una cultura de comunicación abierta.

La clave para fomentar relaciones positivas tanto con candidatos como con empleados radica en crear una cultura de comunicación abierta.

Esto significa valorar la transparencia, la honestidad y la empatía, sin importar la etapa del empleo. Las empresas también deben alentar el diálogo abierto entre todos los niveles de la organización, brindando oportunidades para que los empleados expresen sus inquietudes e ideas. Esto puede ayudar a establecer un sentido de confianza, promover un entorno de trabajo colaborativo y, en última instancia, contribuir al éxito general de la empresa.


Además de fomentar la comunicación abierta, los empleadores deben invertir en programas de capacitación y desarrollo que ayuden a los empleados a mejorar sus habilidades de comunicación.

Esto beneficia a las personas, contribuye a un entorno de trabajo más eficaz y cohesionado y, en última instancia, puede conducir a un mayor éxito para la organización y un entorno de trabajo más productivo en general. Al priorizar la comunicación en cada etapa del ciclo de vida de los empleados, los gerentes pueden fomentar una cultura laboral positiva en la que las personas se sientan valoradas, apoyadas y capacitadas para tener éxito.



Fuente: MIT Sloan Management Review, Ben laker.



SOBRE EL AUTOR

Ben Laker ( @drbenlaker ) es profesor de liderazgo en la Escuela de Negocios Henley de la Universidad de Reading y coautor de Too Proud to Lead: How Hubris Can Destroy Effective Leadership and What to Do About It (Bloomsbury, 2021).



6 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


Publicar: Blog2_Post
bottom of page